Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 24 de agosto de 2011

Una vieja carta a un amor perdido en el tiempo




Buena noche, espero te encuentres mejor que yo, ya que estoy un tanto triste. Un tanto bastante pero entre lineas la agudeza de las ideas se disfumina. Te llamé el día 24 y no me cayó, luego me atendió el 25 un caballero de nombre extraño y asumí que te habias ido de ahí. A tu movil He intentado a diario practicamente. He enviado textos alternos y nada. Hoy ya en un momento de agonia difusa. Le pregunté a tu amigo si sabia de tí  y solo me constestó que no hablaba contigo desde que te fuiste. Le dije que yo si habia hablado contigo. Le pregunté si no sabia un número telefónico para llamarte ya que no me habia podido comunicar y me dijo que no.  (Me tragué mi orgullo cosa q no me gustó para nada). No me agrada el personaje.

PDT: TODO MARCHA BIEN. PERO SIENTO UN VACIO INMENSO. QUE SOLO TU PUEDES LLENAR. LO HE DEJADO TODO. ESTOY SOLA. NECESITO ESTARLO.

Cuando no tenemos una noche llena d estrellas, miras al cielo y te dás cuenta que esa persona q es el nucleo de tu existencia.

Está tan lejos que no respiras su mismo aire. Un sabor frio y sumiso penetra en tus papilas gustativas. Los ojos no pueden evitar el llanto y el dolor no puede evitar aflorar. Cuando escuchas su voz en canciones, es como si cada nota y cada tono de esa melodia te rompieran la piel.

NO PUEDO DECIR NADA MÁS. Dejé de escribir, y no quiero volver a hacerlo hasta que sepa de ti.
Abajo te coloco algo q encontré hace poco léelo es de Mario Benedetti.
No te rindas, aún estás a tiempo
De alcanzar y comenzar de nuevo,
Aceptar tus sombras,
Enterrar tus miedos,
Liberar el lastre,
Retomar el vuelo.
No te rindas que la vida es eso,
Continuar el viaje,
Perseguir tus sueños,
Destrabar el tiempo,
Correr los escombros,
Y destapar el cielo.
No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se esconda,
Y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma
Aún hay vida en tus sueños.
Porque la vida es tuya y tuyo también el deseo
Porque lo has querido y porque te quiero
Porque existe el vino y el amor, es cierto.
Porque no hay heridas que no cure el tiempo.
Abrir las puertas,
Quitar los cerrojos,
Abandonar las murallas que te protegieron,
Vivir la vida y aceptar el reto,
Recuperar la risa,
Ensayar un canto,
Bajar la guardia y extender las manos
Desplegar las alas
E intentar de nuevo,
Celebrar la vida y retomar los cielos.
No te rindas, por favor no cedas,
Aunque el frío queme,
Aunque el miedo muerda,
Aunque el sol se ponga y se calle el viento,
Aún hay fuego en tu alma,
Aún hay vida en tus sueños
Porque cada día es un comienzo nuevo,
Porque esta es la hora y el mejor momento.
Porque no estás solo, porque yo te quiero.
Mario Benedetti
 Yo sin ti me siento vacia.
vuelve...





NO TE RINDAS

No hay comentarios:

Publicar un comentario